Tuesday, March 10, 2009

Romper la dieta...

Ayer rompí mi dieta de lana que debía durar todo marzo...
Siguiendo la recomendación de Gaby, compré 600 grs de "Almita" en Luxol, para hacer un cárdigan para mí.



Un hilado muy bonito, y creo que es del grosor adecuado, todavía no lo ovillé para hacer la muestra. Lo único que cambiaría es el brillo. No sé por qué todos los hilados mezcla de lana y acrílico tienen que ser "sedificados"... Qué onda? No los pueden hacer un poco menos brillosos?

Además, no pude resistir pasar por Filato Missoni a ver si habían traido más ovillos de cashmere o de Wave. Nop, estaban los mismos de siempre, y además habían hecho desaparecer ese sector de ovillos importados, y los habían reemplazado por una torre de mohair bien, bien sintético en los colores más chillones que se les ocurran... Fue como volver a ver las lanas que compraba mi vieja en los ´80 para tejerle los sweaters de onda a mi hermana: bien globosos y peludos!
Por suerte, después encontré lo que buscaba.



Otra vez voy a decir que la atención de Filato es muy mala, che. Te tratan como el cu-- esas viejas! Es que no podían poner vendedoras como la gente, que no te traten de chorra o de miserable? Se me ocurrió echar una miradita, y me di cuenta de que todos los ovillos estaban apilados en uno de los estantes del costado. Me puse a mirar qué colores quedaban, y me cagaron a pedos. "Yo te paso los ovillos que quieras, vos no toques... Podés esperar que termino con esta clienta?"
En fin, sin demasiadas ganas de quedarme, si no fuera por esos ovillos de cashmere que quién sabe de dónde los sacaron y por qué no traen más... Me traje 7 en color beige, con oscuras intenciones:



Sí, como si me hiciera falta tener más lana extrafina para tejer por siglos, no?

Para terminar, hoy Charly le lleva a Remo su regalito. Get Ziggy están en camino...

2 comments:

Gaby said...

Viste lo mal que atienden? Yo vuelvo por los ovillos...si no, ni entraría. Y ese "mohair", aparte es re pinchudo...itchy & scratchy jajaja

Andrea said...

Es increible lo mal que te atienden, detesto ese lugar. Voy igual por los pocos ovillos importados que tienen. Y cuánto más me dicen que no toque, más les toco todo.

De terror, se ve que igual les sobran clientes, porque la atención apesta.

Se ve muy linda la lana para tu sweater. Ahora quiero yo también :-)